Alejarse un metro de la calzada disminuye un 15% la exposición a contaminantes
15dic

Imagínese que camina o va en bicicleta por la calzada. Y ahora imagínese que hace el mismo trayecto pero por la acera. Pese a que el recorrido que ha realizado ha sido idéntico, la calidad del aire que ha respirado no. Circular por la calzada incrementa hasta un 40% la exposición a contaminantes como los óxidos de nitrógeno con respecto a hacerlo por las aceras o carriles bici, según el estudio Life+Respira realizado por la Universidad de Navarra en Pamplona. Las conclusiones del mismo serían, según los investigadores, extrapolables al 80% de las ciudades europeas, que cuentan con una población menor de 500.000 habitantes.

Seguir leyendo.

Por Administrador
Administrador del Sitio
Publicado el 15 de diciembre del 2017