Ni los baños ni las letrinas públicas libraron a Roma de los parásitos
10Jan

Cuando aún no era un imperio, ni siquiera una república, Roma ya contaba con la Cloaca Máxima, hace unos 2.600 años. Más tarde vendrían los acueductos para llevar agua limpia a la ciudad, los baños o las letrinas públicas. Con la expansión primero republicana y después imperial, los romanos llevaron su cultura e instalaciones de salud pública por la mayor parte del mundo entonces conocido. Sin embargo, la incidencia de infecciones intestinales y ectoparásitos no se redujo. En ocasiones, incluso, la civilización romana hizo de vector de patógenos.

Seguir leyendo.

Por Administrador
Administrador del Sitio
Publicado el 10 de January del 2016
publicidad
Last Comments

Recent Comments

    publicidad